Construyendo una nueva distribución de cine nacional

Para un film nacional, el tradi­cional rit­ual de la sala es toda una aven­tura, ya que su per­ma­nen­cia es usual­mente escasa y poco o nada pro­mo­cionada por los grandes com­ple­jos — la excep­ción son los tan­ques locales, pero para el resto es algo cer­cano a una lotería -. Con la can­ti­dad de largome­tra­jes que se real­izan anual­mente en la Argentina y habi­endo sido declar­ada indus­tria por el decreto pres­i­den­cial 1528 el prob­lema ya no es la pro­duc­ción, sino la dis­tribu­ción. Por esa razón Emil­iano Romero estrenó su mul­ti­preami­ada “Topos” el jueves 13 de sep­tiem­bre tanto en el cono­cido cir­cuito com­er­cial como en otro alter­na­tivo que él mismo elaboró y coordinó.

En Buenos Aires, el cine Gau­mont (o Espa­cio INCAA Okm) se ha con­ver­tido en una gran sal­ida para los films argenti­nos, pero tam­bién ha demostrado que no es sufi­ciente y que ha entrado en un cuello de botella con muchas pelícu­las estrenán­dose y bajando al poco tiempo por necesi­dades de la grilla. En ese sen­tido, en los últi­mos tres años — y descon­tando las grandes entre­gas nacionales legit­i­madas com­er­cial­mente -, algunos de los films con más éxito de espec­ta­dores y duración en exhibi­ción han sido “El Estu­di­ante”, de San­ti­ago Mitre, “Tierra aden­tro”, de Ulises de la Orden y “La Tigra, Chaco”, de Fed­erico God­frid y Juan Sasi­aín. El nexo entre las tres es que su gran reper­cusión de público ocur­rió en espa­cios como el Malba, la sala Lugones del Teatro San Martín o el espa­cio de cine de la mul­ti­sala de teatro inde­pen­di­ente Camarín de las Musas (podríamos agre­gar en el caso de “El Estu­di­ante” a la sala Cosmos-UBA). Ulises de la Orden, por su parte, desde primer opus “Río Arriba” que viene moviendo de man­era sis­temática sus obras por difer­entes cir­cuitos en todo el país.

Algunos canales de cable y la Tele­visión Pública le han per­mi­tido al cine local mayor pres­en­cia tele­vi­siva. En la web, Cue­vana estrenó “Stephanie”, de Max­i­m­il­iano Ger­scovich y fue un éxito de visu­al­iza­ciones,  Comu­nidad Zoom se va con­sti­tuyendo cada vez más como una opción orga­ni­zada para cine no main­stream y local (así como para aque­l­las series que por­tales como Cue­vana no incluyen), y cada vez más real­izadores — prin­ci­pal­mente doc­u­men­tal­is­tas — pro­mueven su tra­bajo desde platafor­mas como YouTube o Vimeo. Sin embargo, los canales de aire de mayor rat­ing igno­ran por com­pleto al cine nacional (salvo excep­ciones) y la difusión y dis­tribu­ción online es todavía un esquema en desar­rollo donde chocan for­mas nuevas con anacróni­cos cri­te­rios de com­er­cial­ización tradi­cional en medio de los debates sobre dere­chos de autor.

En una nota reciente de Oscar Ran­zani para Página/12 sobre el tema (de recomend­able lec­tura), Diego Dub­cov­sky, de BD Cine, plante­aba el siem­pre polémico asunto de que “debería haber una autocrítica en la pro­duc­ción de cine argentino y ter­mi­nar de enten­der si las pelícu­las que hace­mos nosotros son real­mente del interés del público y el prob­lema es el acceso a las salas. Yo no lo tengo muy claro. Pero me parece que, a veces, hace­mos pelícu­las que tienen prob­le­mas en la relación con el público. Ese tam­bién es un tema autocrítico para revisar”. Podría argüirse que una parte del cine local cre­ció en los últi­mos veinte años pen­sán­dose para fes­ti­vales y no para el público de por estos lares — un con­flicto prob­a­ble­mente común a otras cin­e­matografías en un mer­cado copado por cierto tipo de pro­duc­ciones -, lo que lle­varía a la pre­gunta de cómo es posi­ble hacer un cine para este público si los modos de acceso a este espec­ta­dor están retacea­dos y por ende no hay posi­bil­i­dad de devolu­ción. El debate no es sim­ple, pero tam­poco puede quedarse en la teoría y exige solu­ciones y exper­i­men­tos en la práctica…

En esa línea, tratando de encon­trar una respuesta elab­o­rada a la pre­caria situación que le esper­aba a “Topos”, Romero comenzó a acer­carse “a los Cen­tros Cul­tur­ales y Teatros en donde iba a ver obras, ban­das y poesía oral. Y me dí cuenta que ahí mismo estaba el público per­fecto para las pelícu­las inde­pen­di­entes”. Así es como la película que viene de ser pre­mi­ada tanto en el New York City Film Fes­ti­val como en el Fan­taspoa de Porto Ale­gre habrá de proyec­tarse durante sep­tiem­bre y octubre en el Cen­tro Cul­tural Konex, el Chacar­erean Teatre, el C.C. Borges, el C.C. Matienzo, Casa Bran­don, La Casona ilu­mi­nada, La Oreja Negra y Vuela el Pez (los horar­ios y días de proyec­ción pueden verse en http://www.topos-lapelicula.com.ar/). Pos­te­ri­or­mente, la agenda con­tin­uará sigu­iendo la misma lóg­ica en el resto del país.

Al armado de la grilla itin­er­ante, Romero le sumó que “para unificar la cal­i­dad de proyec­ción de la película com­pramos un proyec­tor HD, la pan­talla HD y un repro­duc­tor Blu Ray, así que en todas las fun­ciones la película se verá en una cal­i­dad buenísima”. Además, como el direc­tor tramitó lo que se conoce como la figura de Exhibidor Ambu­lante y Dis­tribuidor en el Incaa (Insti­tuto Nacional de Cine y Artes Audio­vi­suales),  todas las entradas ven­di­das con­tarán para la taquilla del Insti­tuto, con lo cual el cir­cuito adquiere una cual­i­dad y cal­i­dad for­mal ben­efi­ciosa para las películas.

Si bien “Topos” será el cone­jillo de Indias, la idea de Romero es abrir el juego para todo el cine nacional. Por esa razón, la infor­ma­ción así como la posi­bil­i­dad de que más espa­cios se sumen a la ini­cia­tiva estarán disponibles en el sitio www.nosoloencines.com.ar (aún no está oper­a­tivo, así que se recomienda chequear cada tanto durante las próx­i­mas sem­anas o con­tac­tar direc­ta­mente al real­izador a través de http://www.topos-lapelicula.com.ar/).

Para con­tac­tar a Diego Braude, click­ear aquí

Print This Post Print This Post

Dejar un comentario

 

 

 

Se pueden usar tags de HTML

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

*

Archivos